• La Verdad del Sureste |
  • Martes 21 de Noviembre de 2017

Los 118 días de González Ballina


JOSE A. VAZQUEZ



Del 3 de noviembre de 2017, al 28 de febrero de 2018, es objetivamente el tiempo del que dispone el presidente interino del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Darwin González Ballina, para restablecer la unidad interna, seleccionar candidatos a los distintos puestos de elección popular y cerrar filas en torno al gobernador Arturo Núñez Jiménez, como primera autoridad emanada del partido.
    “Haré todo lo que esté de mi parte para hablar con los compañeros y tratar de convencerlos”, planteó Darwin González como primer objetivo, en diversas entrevistas concedidas apenas designado dirigente. Los otros dos –selección de candidatos y respaldo a Núñez- se cumplirán paralelamente en la medida de los avances del proceso…         
    Los propósitos de uno de los fundadores del PRD  implican entrevistas con militantes y aspirantes a la gubernatura, incluido el diputado Juan Manuel Fócil Pérez y el destituido dirigente Candelario Pérez Alvarado, según dijo. Ninguno debe quedar fuera.
    Coincidió con Verónica Juárez, enviada del Comité Ejecutivo Nacional (CEN), en el sentido que Candelario Pérez Alvarado, tiene sus derechos políticos a salvo, “que simplemente fue removido de su cargo”. De esta manera, el nombramiento del nuevo presidente interino es legal.
    Anunció Darwin la cancelación del otorgamiento de candidaturas por cuotas a grupos internos, tal y como se tenía acostumbrando. Se concederá –dijo- a cuadros que cuenten con el respaldo de la militancia y resulten favorecidos por el método de las encuestas. Parte en la que prometió  igualdad de oportunidades para los contendientes en aras de mantener la unidad que se requiere para ganar esta elección que se prevé competida, y que solo con unidad y el trabajo de todos se puede ganar.
    Circunstancias que no era posible garantizar con la anterior dirigencia encabezada por Candelario Pérez Alvarado y el liderazgo de Juan Manuel Fócil Pérez, donde no había piso parejo para todos, ya que se favorecía a los integrantes de la corriente ADN. Dijo el nuevo líder que así lo escuchó “de los compañeros”, pero que también así lo percibió como militante perredista.
    Parte de su estrategia electoral la enfocará en cerrar filas en torno al gobernador Arturo Núñez Jiménez, quien durante cinco años de gobierno no ha contado con el respaldo de su partido para impulsar el proyecto del cambio y para divulgar las distintas obras.
    Tendrá que apresurar el paso González Ballina porque del 1 al 17 de marzo ya deberán de estar superadas las diferencias internas y en posibilidades de acudir sin contratiempos  a registrar candidatos ante el Instituto Electoral y de Participación Ciudadana de Tabasco (IEPCT), fecha en la que también se cancela la publicidad de obras y las actividades de gobierno. A partir de ahí, no se promociona nada oficial, y se centran, tanto partidos como organismos electorales en el registro de candidatos y las campañas políticas.